La magia no siempre está en la mar en calma

Atrévete con un pequeño Maremoto

Una bella puerta muchas veces presagia un mejor contenido

¿Cómo quieres que sea la tuya?

Cada pequeño detalle nos inspira

No te quedes aparcado

A veces los detalles más sencillos están llenos de luz

Te ayudo a encenderlas

La buenas compañías ayudan a adaptarse a los cambios

Déjate llevar

Color, forma y proporción son los reyes

Pero la emoción es la reina

Diseño Gráfico • Medios Sociales • Redacción Publicitaria • Blogging

¿Trabajamos juntos?

Logotipos

Packaging

Diseño Web

Branding

Algunos de mis trabajos…

CARTELERÍA

CARTELERÍA

PACKAGING

PACKAGING

ENTIDAD CORPORTAIVA

ENTIDAD CORPORTAIVA

FLYERS

FLYERS

VER PORTFOLIO COMPLETO

Ver más
El universo del email

El universo del email

Charlaba el otro día con un brillante emprendedor y empresario con más de veinte años de experiencia a sus espaldas cuando, hablando del correo electrónico, me comentó su teoría de que algunas personas se comportan como los agujeros negros, que todo lo absorben. “te molestas en dedicar tu tiempo a redactar un email detallado y sientes que una vez pulsas enviar es como si lo enviases al espacio, no te molestes en esperar respuesta, ni un triste gracias, ni siquiera un ok…lo que recibes es simplemente “la nada” “el vacío cósmico”. Me hizo gracia el símil galáctico y pensé en el universo de las relaciones laborales a mil personas, mil actitudes y podemos conocer mucho de cada cual analizando su manera de utilizar el email y así decidí desarrollar más el tema: Dime cómo contestas al correo electrónico y te diré que cuerpo celeste eres en el universo del email. El sol El sol es el jefe que te permite vivir con su calor El sol es el centro absoluto de Galaxia, la estrella origen de la atracción gravitatoria, su interior es pura materia y energía y aún sin saberlo, todos los planetas orbitan a su alrededor. En el universo del email el sol es el jefe que te permite vivir con su calor, la persona más distante y reluciente de la empresa, y deslumbrado por su propia luz, no nos ve ya que no tiene tiempo que perder con insignificante planetas. Comunicarnos con el sol a menudo nos obliga a desplegar todos nuestro ingenio escribiendo en el asunto del mensaje todo el contenido del mismo en un desesperado gesto por llamar su atención,...

Si quieres más Maremoto sígueme: