La huella de una marca

La huella de una marca

Todo error deja un enseñanza, toda enseñanza deja un experiencia y toda experienci deja una huella: Anónimo

Cierra los ojos y piensa en una marca conocida. Qué ves? Ves un producto?, un logotipo?, un color?. Ves un anuncio de televisión que te impactó o quizás una escuchas una canción?. Si todas esas imágenes se corresponden con lo que esa marca quiere que sus clientes recuerden entonces es que habrán hecho bien las cosas, que su Imagen de Marca es una huella sólida, fiel representante de un producto y de una empresa, incluso de todas las personas que trabajan por ella.

la huella de una marca_grRecientemente me he renovado el Dni. Ahora gracias a la cita previa es un trámite fácil y rápido. Al acercarse el día me acordé de hacerme las fotos de carnet pero en esta ocasión me he preocupado de planificar bien la tarea: peluquería, maquillaje y lo más importante, un buen fotógrafo. Muchas veces nos arreglamos y acicalamos para las dos horas que dura una cena de amigos pero en cambio nos fotografiamos de cualquier manera para un carnet que va a tener que acompañarnos en nuestra cartera diez años. Yo, sin ir más lejos, he tenido que convivir a diario con una cara de susto y un peinado trasnochado. No en vano se dice: “sales peor que en tu foto de carnet”. (más…)

Que empiece a pitar la olla

Que empiece a pitar la olla

Bienvenid@ a mi nueva web, bienvenido a mi casa

No quiero extenderme mucho en este post de presentación de mi nueva web y mi nuevo blog al que estás invitado. Me sentiré feliz de que hagas el recorrido por sus espacios esperando que te gusten y que los disfrutes tanto como yo misma lo he hecho diseñando cada una las estencias de la casa y decidiendo cómo decorar cada una pero dejando también ese lugar abierto a la improvisación tan necesario porque un espacio vivo es siempre un espacio en cierto modo incacabado.

cajasblogSiento ahora ese cansancio mezclado con satisfación de después de una mudanza, cuando aunque aún nos queden algunas cajas por abrir apiladas en un rincón, los cuadros esperen en el suelo su lugar, no tengamos cortinas en las ventanas o cuelguen del techo tristes casquillos con bombillas, ya sabemos que estamos en nuestro hogar si tenemos ese sofá donde sentarnos a descansar o a escribir con el portátil sobre las rodillas, esa cama donde amanecer sintiendo la casa nuestra o esa cocina dónde tomarnos nuestro primer café y hacer que empiece por fin a pitar la olla. (más…)